21/10/13

Soy tu fan.

En mi trabajo tengo la suerte, que de vez en cuando ligo alguna entrada para algún espectáculo que promociona el canal de cable en el que trabajo.
Este mes venía nuestro querido Topa de la gente, al cual no detesto en particular , como le sucede a muchas de las mamás con las que he charlado. Yo no iba a sacar entradas porque dormí y porque salen un huevo. Si uno ya pasó por estas situaciones sabe que no solamente es la entrada, es la entrada, el caramelito, la gaseosa, la huevada que te venden los gitanos que se te abalanzan como en cualquier mercado marroquí, mientras vos los atravesás con la mirada ante los descarados "Mamá a esa nena le falta una pollerita" Rajá de acá con ese pedazo de papel crepe con estrellitas ladrón de cuarta.

Pero quiso la suerte que me consiguieran entradas en el canal y que mi querido amigo editor no pudiera ir con su pequeño y me cediera sus tickets. Así me hice de cuatro pases libres para el Tren FantasSHOW DE TOPA.

Cola, cola larga, cola de una cuadra. Chicos llorando, padres fastidiados, ruidos y lucecitas de los sables con led y los burbujeros chinos que venden los señores que de algo tendrán que vivir,  pero que te excitan el doble al pibe como si eso fuese posible.

Entramos, calor tipo sauna, llegamos a nuestros lugares que eran sillitas de plástico acomodadas de a dos con un precinto que entra una fila y otra no le dejaba lugar para meter las patas ni a un bebé de ocho meses. No me reprimí el comentario solidario con la señora de la fila de adelante "que delincuentes hijos de puta".

Topa, música, colores, nenes extasiados mirando al joven que transpiraba como Gladys la bomba tucumana en un show en una bailanta cualquiera.

"Quiero pis" llevo a una rápidamente, vuelvo y automáticamente quiere la otra, repito el operativo vuelvo, y resulta que la primera se había quedado con más ganas aún, intento repetir el procedimiento, pero con tanta puta sal que en ese momento Freddie MercuTOPA,va a bajar a tocar las manos de los bajitos cual Maestro amor. Una pavota de la organización me dice , metete para adentro de la fila porque si no no pasa, calmate Rambo porque quedé acá de casualidad créeme que no la estoy pasando fenómeno. Unas gordas desesperadas tiran a los críos como si el animador infantil fuese un cura sanador para que se los toque. 

Al son de "me muevo para aquí. me muevo para allá" dejamos el club transpirados, derrotados, pero con las nenas sanas y salvas en brazos.

Claro que como ustedes yo también he dicho, no voy nunca más a esas rituales satánicos del averno. Pero sepan que somos reincidentes crónicos de estas prácticas y hasta que tengamos que lidiar con lo que implica que vayan solos a ver un recital vamos a seguir repitiendo este patrón por varios CD's de Topa más.

Feliz día ?

4 comentarios:

  1. (Ya sé que la vida me va a acomodar, pero mientras tanto...) Topa no, por favor te lo suplico. Si a mi hijo le llegara a gustar Topa le aplico ELECTROSHOCK.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hija a causa de una canción llamada "El sillón Jon" anoche durmió en el sillón del living.

      Eliminar
  2. Me mori de risa. Me mató la búsqueda de complicidad en la señora de adelante.
    Yo no pretendo eludir esta etapa, basta con recordar q antes de mi hija juré q le pondria pink floyd a diario y mi casa hoy es el museo de babytv

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La pobre señora de adelante me buscaba con la mirada así que le dije lo que necesitaba escuchar.

      A Am le gustan unos dibujitos feos de unos pinguinos ibue si te calman dala

      Eliminar